De campeones a matones

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (0)
Loading ...

Cierto es que se pueden perder los nervios por lo que se cree injusto a sabiendas que la justicia no existe, sin embargo, lo aconsejable es siempre tratar de mantener la calma, sobre todo, cuando no hay nada que un ser humano pueda hacer mientras otro ser humano, que imparte la ley, se encapriche en dictaminar y sentenciar lo opuesto.

Algo de esto, por no decir que mucho o casi todo de esto, le ocurrió a la Selección de España Sub-23 ayer en el Estadio St. James Park de Newcastle cuando perdió ante la Selección de Honduras dirigida por el colombiano Luis Fernando Suárez, y quedó eliminada de los Juegos Olímpicos de Londres 2012 antes de disputar su tercer compromiso olímpico frente a Marruecos.

Futbolísticamente hablando, los errores siempre suelen pagarse caro, y más cuando la equivocación se hace repetitiva; ambos partidos en esta competición se perdieron por 1-0 y con desaciertos estratégicos por parte de Luis Milla.

Si ante los japoneses, en el primer encuentro olímpico, el cuerpo técnico se empecinó en un planteo de juego lento y anunciado, demasiado fácil de adivinar y anticipar para los nipones, ante los centroamericanos se volvió a caer en lo mismo, con el agravante de jugar con menos entrega que ante los asiáticos, al menos en esos primeros 45 minutos que sellaron la suerte española frente a Honduras.

Se podrá achacar la derrota ante los catrachos a la pobre actuación arbitral, que ciertamente existió, pero no se puede discutir la victoria de Japón, porque para hacer absoluto honor a la verdad, la caída ante aquel primer rival podría haber sido catastrófica de haber tenido apenas un poco más de acierto los hijos del sol naciente.

Fútbol al margen, con equívoco planteamiento de sistema de juego, disposición táctica y elección de jugadores, más el contrasentido de hacer unos 900 kilómetros, ida y vuelta desde Newcastle a Londres, para acudir a la ceremonia inaugural de estas Olimpiadas tras perder el partido ante los japoneses, y con la imprudente decisión de convocar  a este seleccionado juvenil a hombres como Javi Martínez, Jordi Alba y Juan Mata, que llegaban agotados, más mental que físicamente, de la Eurocopa de Polonia y Ucrania con la Selección mayor, dejan a esta temprana y dolorosa eliminación en tela de juicio… Y más aún a quienes fueron los directos responsables.

Sin embargo, y hablando de gente responsable, lo que sí es deplorable en un equipo Campeón del Mundo, Campeón de la Eurocopa, y que alberga en su Liga a los 2 mejores clubes del mundo en la actualidad, es permitir que ese tono de altanería al límite de la fanfarronería chulesca, con un comportamiento y una actitud que no condice lo que se pregona cuando se vence, eche por tierra lo edificado con tanto esfuerzo a través de los años, llámense como se llamen quienes actúan como verdaderos matones dentro del fútbol español.

Robert Eizmendi – Corresponsal España

 

No related posts.

Tags: , , , , , , , , ,

Herramientas Interactivas
  • Valoración
  • 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (0)
    Loading ...
Comentarios