La inútil posesión del balón

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (0)
Loading ...

Frente al Celtic de Glasgow, el FC Barcelona ha dejado claramente establecido que la posesión del balón en el grado sumo en que intenta usufructuar este aspecto del juego el conjunto de Tito Vilanova, no tiene absolutamente ninguna validez cuando no va acompañada de una buena definición y correcta actitud para buscar el triunfo, menos aún si la fortuna no acompaña.

De esta manera el Barça perdió su invicto en Champions League y un poco más que eso, puesto que en el encuentro de vuelta de la competición europea ante los de Neil Lennon en el Celtic Park, dejó claro que su tan mentada posesión interminable, cansina, aburrida y previsible, ya es controlado por sus rivales, que de nada importa que se tenga un 75% de posesión de la pelota, ni que se haya llegado en 24 ocasiones contra sólo 4 de los católicos de Glasgow.

A partir de una cerrada defensa del adversario, el conjunto azulgrana pierde los estribos futbolísticos, y cae en la repetición de movimientos tácticos y técnicos que le llevan a la improductividad ofensiva y a la obsesión enfermiza basada en la falta de sentido común y en no saber, o no querer, cambiar a tiempo por miedo a traicionar una cultura que no debería mezclarse con el fútbol.

Quizás lo que le sucede a este equipo culé tenga su origen en la tierra misma que le alberga, en una Cataluña perseguida a través de tiempos inmemoriales y el ansia de revancha que cada ciudadano de esta región española ha desarrollado en contra de un sistema opresivo, sin entender, desde nuestro punto de vista, si esto es justificado o no… por aquello de la ‘cultura’.

La insistencia y tozudez de casi todos sus futbolistas, y más que nada de su propio entrenador, en la búsqueda del toque lateral hasta el cansancio propio, sólo favorecía al Celtic escocés que recuperaba sus espacios defensivos con absoluta tranquilidad y sin desgaste físico, y lo único que quedaba claro era la persistencia improductiva de luchar quijotescamente contra su propio destino sin cambiar de libreto cuando no queda otra alternativa para torcer el infortunio.

Las fallas del Barcelona, pueden justificarse cuando provienen del error de sus propios jugadores, pero, no cuando quien les conduce desde una posición más fría y pensante nada hace para corregir el equívoco planteo táctico.

Tito Vilanova, no parece enterarse que cuando el rival se encierra en su propio terruño, que contrae los espacios cercanos a la propia portería, que sólo se aboca al contragolpe, y se encomienda a su suerte, el Barça no tiene mejor opción para marcar goles que intentar sorprender con variantes a su trillado y conocido planteo de juego.

La necedad es algo que puede ser corregido, pero si de tan necio no se intenta hacerlo, se pasa a ser poco inteligente y eso es mucho peor; algo de esto le puede ocurrir al técnico del Barcelona, máxime, cuando un tal Lionel Messi sigue sin aclararse en su rol de jugador de fútbol tras el nacimiento de su hijo y en su relación con David Villa.

Robert Eizmendi – Corresponsal España

 

Related posts:

  1. ¿Bota de Oro o Balón de Oro?
  2. ‘Pichichi’ + Bota de Oro = Balón de Oro
  3. El precio del Balón de Oro
  4. ¿Messi o Ronaldo Balón de Oro? Quizás no
  5. El Balón de Oro era para Xavi

Tags: , , , , , ,

Herramientas Interactivas
  • Valoración
  • 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (0)
    Loading ...
Comentarios
Mostrando 1 - 2 de 2