Más que Pizzi, un tal Peter Lim

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (0)
Loading ...

Aparecen los inversores en el fútbol europeo como por arte de magia, o debería decir por la magia del negocio que éstos esperan generar a través del mismo; no parece ser un mal intento lucrativo si la esperanza descansa en la compra a la baja, ‘reflotar’ la inversión sin perder dividendos, usurpar el capital que mientras tanto se vaya generando, y, finalmente,  una posible venta a vistas de un futuro que podría devenir no tan rentable.

Por ello se entendería la entrada, con su pequeña fortuna a cuestas, del magnate Peter Lim, un hombre que, proveniente de Singapur, sería la posible solución con que sueñan en el Valencia CF, cuyo actual presidente, Amadeo Salvo, descansa en la alternativa del inversor asiático para paliar las deudas que la entidad del Turia mantiene con Bankia, además de adquirir un compromiso para terminar el nuevo estadio, y realizar las inversiones en compra de futbolistas que le otorguen al conjunto che la posibilidad de acceder a la Champions League para la próxima temporada.

Los plazos comenzarán a reducirse hacia la segunda quincena de enero del 2014, y será entonces donde se decidirá la verdadera suerte económica del Valencia; hasta tanto, Salvo deberá ‘marear la perdiz’ para que no se le escape, o lo que es mejor explicar, mantener ocupado al socio con la suplencia inmediata del serbio Miroslav Djukic por el argentino Juan Antonio Pizzi, ya en funciones de dirigir el primer equipo a partir del nuevo año.

Mientras tanto, y ganando ese tiempo indicado, la directiva del Valencia deberá encargarse de ir administrando el tiempo hasta la toma de decisiones finales en cuanto a lo que más importa para ellos en el aspecto institucional, lo que se traduce en saber quién es el que pone el dinero para salvar al club del Levante español.

Las deudas, cuantiosas, apremian a un grupo que se hizo cargo de la institución a la salida del anterior mandamás Manuel Llorente, y necesitan de inmediato una inyección económica considerable para equilibrar unas arcas que están sumergidas en una ruina palpable y de poco recorrido de vida si no se encuentra a tiempo a quien ponga el dinero salvador.

Peter Lim, desde el país en el que el juego de las apuestas clandestinas es un referente mundial, llegaría con sus millones para darle sostén a un club que en este pandemónium de intereses comerciales, es hoy, en apariencia, un muy interesante y redituable negocio para especuladores financieros.

Robert Eizmendi – Corresponsal España

 

No related posts.

Tags: , , , , , ,

Herramientas Interactivas
  • Valoración
  • 1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (0)
    Loading ...
Comentarios