¿Habrá un retorno triunfal de Chávez?

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (0)
Loading ...

Luego de más de tres semanas de ausencia física y mediática, recluido en los confines de un centro médico en La Habana, el mandatario venezolano apareció aparentemente en franca recuperación en videos y fotografías difundidas por medios oficiales de Venezuela y Cuba, y se apresta según sus más cercanos adláteres a orquestar lo que promete ser el retorno más espectacular de su polémica carrera presidencial.

No importará el cáncer de próstata que según fuentes acreditadas parece afectarlo profundamente. Según voceros como Fernando Soto Rojas, presidente de la Asamblea Nacional, y el ministro de Información Andrés Izarra, no cabe duda de que Chávez regresará “fortalecido”.

Pero sin contar el llamado a la lucha armada realizado por Adán Chávez, hermano mayor de Hugo, un gesto que destila más preocupaciones y debilidad que fortaleza institucional, y es un reflejo de las graves tensiones que la enfermedad presidencial está provocando en el corazón del chavismo, el comandante enfrentará a su llegada escenarios tan consulvionados como aparenta estar su propia salud.

Coincidiendo con su presunto regreso por aclamación, un creciente número de reportes muestran que Chávez tendrá muy poco tiempo y escasos motivos para celebrar cuando llegue a Caracas.

Más congresistas norteamericanos parecen inclinarse por aceptar la tesis de que Chávez es un estrecho aliado de gobiernos y grupos terroristas como Hezbollah e Irán, en actividades que ponen en peligro la seguridad nacional de Estados Unidos.

En una reciente audiencia, el congreso norteamericano volvió a tocar el tema de incluir a Venezuela en la lista de países que patrocinan el terrorismo, una medida que podría tener profundas consecuencias para la relación bilateral.

Lo más crucial de ese encuentro: los congresistas están considerando seriamente por primera vez dar el paso para establecer duras sanciones contra Chávez por sus presuntos lazos terroristas.

Una nueva audiencia sobre este tema tendrá lugar el próximo 7 de Julio, un día después que concluya la cumbre de países de América Latina y el Caribe, que se espera sea presidida por Chávez en persona.

Según fuentes familiarizadas con la audiencia congresional, las agencias federales planean persentar un revelador informe sobre los vínculos entre Chávez y Hezbollah, lo cual podría traducirse en más tensiones fuertes entre Washington y Caracas.

El Congreso no es actualmente la única fuente de endurecimiento en lo que respecta al tema de Venezuela.

A principios de esta semana, el Departamento de Estado incluyó por primera vez a Venezuela en la lista de países que no hacen lo suficiente para combatir el tráfico de personas, ni para proteger a las víctimas, en su mayoría mujeres y niñas.

Tras la salida del cargo del subsecretario de Estado para América Latina, Arturo Valenzuela, un funcionario calificado como excesivamente cauto en la política hacia el regimen chavista, la secretaria  Hillary Clinton planea incorporar voces más críticas como Kevin Whitaker, actual subsecretario asistente para América Latina del Departamento de Estado.

En una audiencia congressional la semana pasada, Whitaker dijo que no se descarta ninguna opción, incluyendo el establecimiento de nuevas sanciones económicas por los negocios que Venezuela sigue manteniendo con Irán.

“No option is ever off the table, and the department will continue to assess what additional actions might be warranted in the future,” he told a congressional hearing.

Otro elemento crucial en las nuevas presiones que se cernirán sobre Chávez será sin duda el testimonio que está suministrando el general retirado René Sanabria-Oropeza, ex zar antidrogas de Bolivia, sobre las redes del narcotráfico en el país andino.

De acuerdo a fuentes de inteligencia venezolanas, Sanabria habría cultivado relaciones con el poderoso general venezolano Hugo Carvajal, director de Inteligencia Militar y acusado por Washington de cooperar con el tráfico de drogas y armas.

Sanabria podría poner al descubierto las conexiones entre los narcos de Bolivia y Venezuela, en la que tendrían participación elementos del sector militar afecto al gobierno de Hugo Chávez.

Pero es en el escenario doméstico donde Chávez deberá encarar retos inmediatos que amenazan con desestabilizar al país.
Más de 1,200 presos continúan controlando uno de los mayores centros penitenciarios del país, luego de dos semanas de rebelión y enfrentamientos violentos con las fuerzas del orden.

Los prisioneros controlan un arsenal que incluye rifles AK-47 y R-15, además de explosivos y hasta una ametralladora antiaérea de 50 milímetros de calibre, bajo el liderazgo de Yorvis Vaentín López, alias “El Oriente”, un joven de 26 años que se mantiene en desafío a las autoridades chavistas.

En varios videos publicados en  Youtube en los que piden la asistencia de la Comisión Internacional de Derechos Humanos (CIDH), los rebeldes denunciaron que enfrentamientos con fuerzas gubernamentales han producido más de 160 muertos. El gobierno ha negado esta “matanza”, afirmando que se trata de un pequeño grupo de delincuentes que han secuestrado a centenares de prisioneros.

Los excesos presuntamente cometidos por fuerzas policiales en Venezuela, será el tema de discusión a partir de mañana en la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), gracias al testimonio de Eloisa Barrios.

Eloisa, una venezolana de 29 años, contará con detalles dignos de las novelas negras de Lars Kepler, cómo gran parte de su familia inmediata fue “exterminada” paso a paso por escuadrones policiales del gobierno del estado Aragua, en el centro del país, incluyendo cuatro hermanos y varios hijos de sus siete hermanas.

Eloisa, que acudirá a la sede de la CIDH en Costa Rica, dice que se decidió a ratificar las denuncias porque teme por la vida del único hijo varón que tiene, Víctor Daniel, actualmente detenido tras una falsa acusación en su contra.

En enero pasado la CIDH emitió un comunicado para denunciar la situación de la familia Barrios, que no ha recibido la protección del estado venezolano, a pesar de que cuenta con medidas de protección por parte del organismo interamericano, a las que Venezuela está obligada a cumplir. (Link: http://www.cidh.org/Comunicados/English/2011/1-11eng.htm).

La llegada de Chávez tendrá lugar en medio de enfrentamientos entre facciones del chavismo duro que parecen estar sumergidas en una lucha por la sucesión, desde que se iniciaron los rumores sobre la gravedad de la enfermedad presidencial.

En el cuadrilátero del poder en Venezuela antagonizan la facción militarista, encabezada por el diputado Diosdado Cabello, y el grupo civil, liderado por el vicepresidente Elías Jaua y Asdrúbal Chávez, hermano del presidente.

Según analistas, los rumores de la gravedad del presidente generaron tanta incertidumbre dentro de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, que costará más que una aparición de Chávez en Caracas para aplacar los demonios desatados.

“Si la historia de la enfermedad se trata de una estrategia mediática para presentar a Chávez como invencible y poderoso, está pagando un precio muy alto de incertidumbre e inquietudes en el seno del sector militar que no se va a terminar.

Tags: ,

Herramientas Interactivas
  • Valoración
  • 1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (0)
    Loading ...
Comentarios